Albuca spiralis

Compartí este articulo en tus redes sociales

Albuca spiralis, también conocida como Albuca espiralada, pertenece a la familia Asparagaceae y es originaria de Sudáfrica.

Albuca spiralis es una pequeña geófita.

Las geófitas son plantas que cuentan con órganos de reserva de nutrientes y/o agua. Estas reservas resultan fundamentales para la planta cuando el entorno no es propicio para un desarrollo adecuado de la planta.

Los bulbos tienen unos 5 cm de diámetro.

Sus hojas verdes son estrechas con puntas en espiral y pelos glandulares. Las hojas alcanzan los 20 cm de altura.

Sus flores verdes con márgenes de color amarillo pálido aparecen en una vara desde el centro de la planta.

Florece desde fines del invierno hasta principios de la primavera.

Al florecer alcanza los 60 cm de altura.

Cuenta con un bulbo en su base. Este bulbo no deberia estar totalmente enterrado.

Albuca spiralis
Albuca spiralis

Cuidados de Albuca spiralis

Iluminación

Requiere de mucha iluminación para mantener sus hojas rulosas. Si nuestro clima no es extremo podemos cultivarla con sol directo protegiéndola del sol del mediodía en verano.

Si no recibe las luz suficiente sus hojas se estirarán y perderá sus rulos.

Si nos excedemos con la cantidad de luz solar sus hojas podrian quemarse.

La buena iluminación favorecerá la floración.

Temperatura

No son resistentes a las heladas y las bajas temperaturas pueden dañar el bulbo.

Deberemos no procurar exponerla cuando las temperaturas bajen de los 5° C.

Riego

Tolera periodos de sequia.

Solo deberemos regar cuando el sustrato se encuentre totalmente seco.

Requiere riegos ligeros y frecuentes e primavera y verano. A partir de otoño eliminaremos los riegos hasta la primavera.

Sustrato

Requiere de un sustrato arenoso, suelto y drenante.

El sustrato debe contener abundante materia orgánica.

Mantenimiento de Albuca spiralis

Recorta las hojas viejas después de que amarillee y comience a marchitarse.

Plagas y Enfermedades de Albuca spiralis

Son plantas bastante resistentes a las habituales plagas y enfermedades pero no al exceso de humedad.

Si el bulbo se ve saludable será un buen indicador de su cultivo exitoso.

Reproducción de Albuca spiralis

Puede reproducirse mediante semillas o por bulbos. La planta emite nuevos bulbos que al estar e contacto con el sustrato emitirán nuevas raices.

Si la planta produjo nuevos bulbos deberemos extraerlos durante el otoño para protegerlos.

Podemos reproducirla por semillas que sembraremos en su lugar definitivo. Si vivimos en un sitio donde el invierno es frío es mejor utilizar un semillero.

Si te ha gustado este artículo no dudes en compartirlo en tus redes sociales. De este modo mas personas conocerán sobre los cuidados y reproducción de Albuca spiralis.

Quieres mas información sobre cactus y suculentas? puedes ingresar en el siguiente enlace: Cactus y Suculentas





Compartí este articulo en tus redes sociales

Deja un comentario