Cheiridopsis purpurea

Compartí este articulo en tus redes sociales

Cheiridopsis purpurea es una suculenta perteneciente a la familia de las aizoaceas y originaria de Sudáfrica.

Cheiridopsis purpurea es una pequeña suculenta que generalmente crece dentro de las grietas de estas rocas de granito en el desierto.

El nombre “Chereidopsis” proviene de “Cheiris”, una palabra griega que significa “manga”. Esto se debe a que, durante el verano, las viejas hojas secas se agrupan en un manojo similar a una manga que protege a la planta de la intensa luz solar.

Sus tallos son cortos.

Sus hojas son carnosas y se encuentran dispuestas en pares opuestos unidas en la base.

Las hojas se juntan cuando son jóvenes y se separan a medida que maduran.

Sus hojas de color azul verdoso con puntos transparentes. Las hojas son triangulares y con quilla. Miden unos 2 5 cm de largo.

Las hojas viejas persisten para formar vainas marrones corchosas que protegen el nuevo crecimiento.

Sus flores de color magenta o rosa púrpura miden hasta 4 cm de ancho. Florece en invierno hasta principios de primavera. Las flores abren alrededor del mediodía y cierran al atardecer.

Cheiridopsis purpurea
Cheiridopsis purpurea

Cuidados de Cheiridopsis purpurea

Iluminación

Requiere de mucha luz solar.

En lo posible deberemos darle sol directo en las primeras horas de la mañana y las ultimas de la tarde. El resto del día puede recibir sol filtrado.

Temperatura

No tolera las heladas.

Si bien tolera hasta los -2° C si las temperaturas descienden de los 5° C es conveniente protegerla.

Riego

Resiste la sequia.

Durante otoño e invierno los riegos serán menos frecuentes. En primavera deberemos incrementar los riegos.

En verano deberemos evitar la sequedad.

Antes de regar deberemos verificar que el systrato se encuentre completamente seco.

No regar en exceso. La planta es susceptible a la pudrición de la raíz.

Sustrato

El sustrato debe ser bien drenante y rico en minerales.

Cheiridopsis purpurea
Cheiridopsis purpurea

Mantenimiento de Cheiridopsis purpurea

Dado que esta especie tiende a expandirse horizontalmente deberemos trasplantarla cuando la planta ocupe toda la superficie de la maceta.

Para trasplantarla el sustrato deberá encontrarse totalmente seco.

Para trasplantar retiraremos la planta de la maceta con sumo cuidado. Luego retira el sustrato viejo de las raíces asegurándote de eliminar las raíces podridas o muertas en el proceso. Si realizamos cortes o dañamos raices en el proceso deberemos aplicar canela o azúfre en polvo. Coloca la planta en su maceta nueva y rellena con sustrato extendiendo las raíces a medida que trasplantas. No es conveniente que riegues por una o dos semanas para reducir el riesgo de pudrición de la raíz. Transcurrido este tiempo regaremos regularmente.

Reproducción de Cheiridopsis purpurea

Para reproducir por esqueje el mismo debe contar con algunas hojas y una pequeña porción de tallo.

Para proteger el corte podemos colocar canela o azufre en polvo. Luego de unos 3 o 4 días podemos colocar el esqueje en sustrato y no regaremos por unos 10 a 15 días mas.

Este modo de reproducción es mas sencillo y rápido.

También puede reproducirse por hojas.

Si te ha gustado este artículo no dudes en compartirlo en tus redes sociales. De este modo mas personas conocerán sobre los cuidados y reproducción de Cheiridopsis purpurea.

Quieres mas información sobre cactus y suculentas? puedes ingresar en el siguiente enlace: Cactus y Suculentas


Compartí este articulo en tus redes sociales

Deja un comentario